domingo, 29 de mayo de 2011

Cuando retirarse es una victoria

Hoy es el día clave. Muchas acampadas decidirán si continúan o no. Mi opinión, llegados a este punto, está clara. Es necesario disolverse y dar paso a iniciativas nuevas y frescas que ayuden a darle continuidad al 15-M.

La idea de las acampadas y las asambleas, por desgracia, es una idea condenada al fracaso cuando se aplica a gran escala. Es muy romántica la idea de poder escuchar a todo el mundo y formar estrategias con miles de personas. Pero en la práctica, es completamente imposible. Cada persona tiene su propia opinión sobre qué es prioritario sobre lo demás. Y no nos engañemos, alguien con un micrófono delante de una multitud expectante, quiere sentirse protagonista, convirtiendo las asambleas en poco más que rondas de aplausos sin ton ni son y resultados poco contrastables.

Por eso mismo, es el momento de dar paso a nuevas ideas. Dejar atrás esta iniciativa que, si bien tuvo mucho tirón inicialmente, se ha ido desinflando progresivamente, y a la que tan solo una actuación policial desmedida en Barcelona pudo devolver vida. Ahora hay que seguir abriendo nuevos caminos. Manifestaciones, explicaciones en los medios sobre los puntos del consenso de mínimos para poder lograr movilizar a una mayor parte de la población, y actividades que sirvan para dar a conocer la solicitud de una democracia real, sin posibilidad de ser influenciada por los deseos y aspiraciones personales de cada uno.

Las acampadas en sí mismas son insostenibles (al menos con el nivel de comodidad presente hoy mismo en ellas), puesto que la gente no va a estar donando desinteresadamente combustible, generadores eléctricos, etc, hasta el fin de los tiempos.

Aprovechemos este momento para dar el cambio, de otro modo esto sólo se quedará en una resurrección del movimiento hippy y el etiquetado de toda una generación como "perroflautas". Y ya hemos demostrado que somos mucho más que eso.

Intentar seguir por este camino sin perseguir nuevos cambios ni una mayor efectividad es la auténtica rendición.

3 comentarios:

  1. coincido. la pregunta es como y donde seguir si no tenemos locales. en la calle siempre??? en bilbao llueve cada 2x3

    ResponderEliminar
  2. Esto requiere MANIFESTACIONES PREVENTIVAS debemos organizarnos, van ha hacer de ESPAÑA UN PAIS DE ESCLAVOS, entre CCOO, UGT, CEOE y el gobierno que amenaza con decretar si no acuerdan antes del dia 10 http://bit.ly/kJ3HAo
    Toxo y Candido no firméis la reforma de los convenios. Reenvia y unete a la petición: http://bit.ly/jZIWLN

    ResponderEliminar
  3. Estoy de acuerdo con que las acampadas no pueden durar para siempre. Pero según mi punto de vista deberían seguir al menos una semana más para poder establecer formas de actuar más concretas. No podemos irnos ahora que Europa está despertando (Grecia, Francia, etc.). Una vez que tengamos claro cómo seguir podremos desmontar, antes sería muy arriesgado porque todo podría perder mucha fuerza.

    ResponderEliminar